Pasar al contenido principal
Redacción Central

Vecinos de la 4 de Noviembre echaron al MAS tras provocación; no fue RJC

Los vecinos de la plazuela 4 de Noviembre, en la zona norte de Cochabamba, contaron que expulsaron a un grupo del Movimiento Al Socialismo (MAS) que realizaba campaña en el lugar, porque  dañaba a los árboles colocando carteles y se negó a retirarse de un sitio considerado un ícono de la lucha de los 21 días en contra del fraude electoral.

La presidenta de la OTB Portales en el Distrito 12, Lorena Zeballos, descartó que la acción haya sido realizada por el grupo de la Resistencia Juvenil Cochala (RJC) y relató que fue un grupo de vecinos el que echó a los militantes del MAS.

La representante vecinal expresó que este sábado por la mañana tomaron conocimiento que un grupo del MAS iba hacer campaña en la plazuela. Entonces, se acordó no caer en la provocación. Sin embargo, al ver que los militantes afectaban los árboles, el césped y sustraían energía eléctrica de la bomba de la fuente de agua una comitiva de personas mayores se acercó para pedirles que se retiren.

“Dijimos que no haríamos nada, pero hay muchos que son defensores del medio ambiente y comenzaron a poner sus banners en los árboles, ha roto algunas ramas, pusieron sus sillas en el pasto que nos está costando recuperar”, dijo.

Siguió: “Un grupo de adultos mayores les han pedido que se retiren de la plazuela, porque primero estaban dañando el medio ambiente y segundo porque esa plazuela se reconoce porque ha sido un ícono de los 21 días de defensa de la democracia”.

Sin embargo, en lugar de retirarse se pusieron más agresivos y trajeron más gente y han empezado a provocar. “Obviamente, los vecinos han reaccionado y han comenzado a bajar y otras personas que han visto han apoyado”, dijo Zeballos.

Los vecinos advirtieron que se preparan para rechazar la caravana del MAS que tiene previsto recorrer mañana de Sacaba a Vinto con el binomio presidencial Luis Arce y David Choquehuanca.

El sector vecinal se organiza con baldes de agua y huevos, pero, también pedirá si existe alguna autorización para realizar este tipo de actividades, cuando en la ciudad rige la cuarentena rígida el domingo y está prohibida la circulación de vehículos.

Por otro lado, los militantes del MAS denunciaron “intolerancia” de parte presuntamente de la Resistencia Juvenil Cochala.

“Estábamos en la plaza haciendo campaña para nuestro binomio. De la nada aparecieron los de la RJC y empezaron a botar petardos y gas lacrimógenos. Algunas compañeras fueron agarradas y golpeadas”, expresó una de las personas que realizaba la campaña en el lugar y aseguró que los de la Resistencia Juvenil Cochala serían los presuntos autores.

Por su parte, el líder de Resistencia Juvenil Cochala (RJC), Yassir Molina aseguró a Los Tiempos que no fueron autores del desalojo.

“No han sido ninguno de los chicos, han sido los vecinos. (…) Nos están involucrando, nosotros no estamos haciendo conflictos. Lo que menos queremos es conflictos, ya estamos con ocho procesos”, expresó Molina.

 

En Portada