Pasar al contenido principal
Redacción Central

ENTREVISTA Jeanine Áñez: El compromiso por Cochabamba está y seguiremos

La presidenta y candidata por la organización política Juntos, Jeanine Áñez, que llegó a Cochabamba para participar de los actos por los 210 aniversario del departamento, visitó también las instalaciones de Los Tiempos para conceder una entrevista.

Áñez habló de los proyectos para Cochabamba, pero también se refirió a la coyuntura política y aseguró que, pese al resultado de las encuestas de intención de votos, ella seguirá trabajando. 

—¿Cómo ve el desarrollo en este departamento? 

—Yo tengo 10 meses en el Gobierno y no ha sido fácil, no solamente para Cochabamba sino para Bolivia entera. Hemos tenido una economía paralizada. 

He estado en Cochabamba inaugurando los inicios de obra y en esta oportunidad tenemos proyectos importantes, tal vez esperados por la población durante mucho tiempo, como es el proyecto Arquímedes de agua potable para los distritos 8, 9 y 15 de la zona sur con una inversión de más de 13 millones de bolivianos. 

Tenemos otra inversión, que es importantísima, de casi 20 millones de bolivianos en inversión en el manejo de cuencas. Aquí quiero hacer un paréntesis porque en febrero nosotros estuvimos en Cochabamba en el desastre natural que paso en Tiquipaya, precisamente por ese detalle. 

Tenemos la represa de Omereque con una inversión de 140 millones que es para riego. Cochabamba siempre necesita esto y entiendo que es una demanda de hace muchos años.

Pero también tenemos 20 millones en la construcción de las oficinas de la Felcv en la lucha contra la violencia, nosotros hemos declarado el año de la lucha contra la violencia hacia la mujer y hacia los niños. 

Aunque las necesidades son muchas y que Cochabamba necesita mucho más, entiendo que el desarrollo, por lo menos, desde que yo estoy en el Gobierno se ha visto estancado desde la pandemia. 

—¿Qué pasará con los proyectos del tren metropolitano, la planta de urea, entre otros?

—Las preocupaciones, las necesidades de Cochabamba son muchas, nosotros estamos en el Gobierno desde noviembre y fíjese que hemos tenido una lucha permanente: primero, hemos tenido una etapa de violencia política que nos involucró a todos los bolivianos, que fue todo noviembre, logramos en ese momento pacificar el país. Entramos a una pandemia sin precedentes y, en medio de esa pandemia, nuevamente violencia política; entonces las necesidades son muchas y las entendemos, y ojalá Dios nos permita seguir trabajando por Cochabamba.

Pero el compromiso está, seguiremos trabajando.

—¿Cómo califica estos 10 meses de gestión? 

—Hemos hecho todo lo que teníamos que hacer. Hacía referencia hace un rato que entramos en noviembre en una crisis política con mucha violencia, ha sido muy duro. Pacificar el país no fue nada fácil, pero la responsabilidad y el compromiso también es muy grande. A mí me tocó, yo no lo elegí, la pelea por sacar a un tirano, a una dictadura de 14 años fue de todos los bolivianos. Yo lo tuve que asumir por sucesión constitucional y logramos pacificar el país, había intenciones de Evo Morales de guerra civil, andábamos con el palacio rodeado de gente civil que sólo quería sangre y fue muy difícil, y lo conseguimos, logramos la pacificación. 

Fuimos tolerantes y logramos nuevamente pacificar el país porque había mucho bloqueo de oxígeno, provocación, nuevamente búsqueda muerte y de confrontación entre bolivianos y logramos también hacerlo.

Con los recursos humanos insuficientes en todos los municipios, las demandas eran las mismas en todos los departamentos: no tenemos ítems, no tenemos equipamiento, terapias intensivas. Necesitábamos laboratorios, hemos entregado 19 laboratorios para los resultados para las pruebas Covid-19, 30 en total.

Hemos entregado terapias intensivas, hemos entregado mil camas en los diferentes hospitales, hemos hecho lo que teníamos que hacer; pero estamos conscientes que nos falta mucho porque las necesidades son en todos los hospitales. 

—En estos 10 meses, ¿qué errores considera que se ha cometido?, ¿qué hubiera hecho diferente? 

—Yo creo que hemos hecho lo que teníamos que hacer, pero sí lo que creo es que nos falta mucho más porque, como le digo, nos encontramos en una situación muy crítica en el sistema de salud y yo sí que la he sufrido porque yo sabía y me hacían llegar las necesidades no sólo de mi departamento, que créanme eran demasiado tristes, pero lo recibía de todo el país.

—¿Podría detallar algunos acontecimientos que le hayan hecho reflexionar?

—Me provocó mucha indignación el tema de los respiradores, en ese momento de pandemia, mucha indignación, pero actuamos de manera inmediata, gente del Movimiento Al Socialismo que estaba en el Ministerio de Salud está privada de libertad y actuamos rápido, pero en un momento de emergencia tan sensible como estamos viviendo, eso no debió suceder nunca; sin embargo, creo que actuamos a tiempo.

 

ÁÑEZ: GOBERNAR BOLIVIA NO FUE FÁCIL, NO ES FÁCIL NI SERÁ FÁCIL

La candidata de Juntos, Jeanine Áñez, admitió que no fue fácil asumir el Gobierno tras la salida del Movimiento Al Socialismo (MAS) y que no será fácil continuar, pero aseguró que tiene el compromiso para hacerlo. 

—¿Qué le dice a quienes cuestionan este rol de presidenta y candidata? 

—Yo estoy trabajando igual, estoy haciendo todo lo que tengo que hacer y ahora los bolivianos están esperando respuestas en salud y en economía; de candidata o de no candidata, estoy trabajando en lo mismo. Estoy abocada a salvar vidas, porque de eso se trata, y estoy abocada en este momento a la reactivación económica, porque ésa es otra preocupación de la familia boliviana. 

La gente que vive del día a día, claro que tiene que preocuparse, pero mire usted, hemos hecho un enorme esfuerzo entregando los bonos como no lo ha hecho ningún país en América Latina pensando en la familia, pensando en la necesidad entregamos el bono canasta familiar, universal.

—Son varias encuestas que se han ido difundiendo y en la mayoría la posicionan en tercer lugar. ¿Cómo analiza este resultado?, ¿cree que pueda ganar terreno con los indecisos? 

—Mire, yo respeto mucho los resultados que emite cada encuestadora, pero yo estoy trabajando lo mismo. Como le decía, yo voy a seguir trabajando por la salud, por la economía. Si eso sube la popularidad o las encuestas, qué bueno. Yo trabajo por la gente porque lo necesita. Si eso no es el resultado que uno espera, igual lo voy a seguir haciendo.

Usted me dice que hay muchos indecisos. Sí, porque ahora la gente no está pensando en campañas, en partidos políticos; estamos en un momento muy complicado y la gente está pensando en salud, en economía, la gente está pensando cómo va a trabajar.

Hemos lanzado nuestro plan de reactivación económica con el plan empleo, plan salario, el plan que va a ayudar mucho. De hecho, con estos proyectos del FPS que ya hemos lanzado en diferentes lugares, es una manera de ayudar de manera directa y de manera indirecta a todos los bolivianos para que tengan una fuente de trabajo.

—¿Cómo hacerle frente al MAS?, ellos siguen liderizando las encuestas. ¿Es probable pensar que Juntos pueden generar una alianza? 

—Nosotros estamos abiertos a conversar con todas las fuerzas políticas que quieran seguir nuestro camino. Nosotros hemos frenado a Evo Morales y al MAS, a toda esa violencia, todo ese pedido de guerra civil, y lo hemos hecho en agosto, en plena pandemia, cuando bloqueaban el camino para que llegue oxígeno a los diferentes hospitales, se han perdido muchas vidas por ese bloqueo, eso fue canalla.

Tenemos que reflexionar en ello, son dos caminos: el camino de la violencia que genera Evo Mora es el camino del abuso, y ahora mucho peor: don Evo Morales nos ha avergonzado en el mundo entero con esas acusaciones de pedofilia. Eso no va en la impunidad. Si don Evo Morales cada vez está amenazando que va a volver; mientras yo esté en este Gobierno, mientras yo sea presidenta, tenga la seguridad de que don Evo Morales no vuelve, y si tiene la osadía de volver a pisar nuestro país, va a ser para enfrentar a la justicia, para dar la cara ante la justicia por esas acusaciones de fraude electoral, por esas acusaciones de corrupción que tiene pendiente de abuso cometido durante 14 años y de pedofilia, que es lo que más nos avergüenza y a mí como mujer nos indigna.

—¿Qué le motivó a decidir ser candidata a la presidencia?

—Me tocó lo más difícil, pero yo siempre me he caracterizado por ser responsable. No era el mejor momento para gobernar, yo sabía que me exponía, no solamente yo, exponía también a mi familia, en el momento en que asumí la presidencia por sucesión constitucional, pero yo no le huyo a las responsabilidades y no fue fácil, no es fácil ni será fácil; pero insisto en que yo no me escondo de los problemas. No voy a renunciar a enfrentar los problemas; enfrentaré los problemas las veces que sea necesario porque ése es el compromiso.

 

SOBRE EL INFORME DE HUMAN RIGHTS WATCH

“Los invitaría a que vengan a Bolivia, los cuestionaría a ellos porque durante 14 años ellos no emitieron ningún informe de tanto abuso que ha cometido Evo Morales durante su gestión. Me parece tan absurdo que estén emitiendo este tipo de informes cuando desconocen absolutamente la realidad”. 

“Evo Morales ha cometido innumerables abusos en los derechos humanos, entonces ahora vienen a pronunciarse, me parece un verdadero despropósito todo eso”.

 

A COPA: ME DARÍA VERGÜENZA APOYAR A MORALES 

—Eva Copa ha anunciado un juicio de responsabilidades a usted. ¿Qué le responde y qué opina de ella? 

—Bueno, ellos hacen política; nosotros trabajamos por la salud y por la economía, que es lo que más importa ahora a los bolivianos, y ellos lo que están haciendo es política. A mí, como mujer, me daría vergüenza estar apoyando o sentirme afín a una persona que ha cometido un abuso contra menores, abuso contra mujeres. Yo sentiría mucha vergüenza, pero mientras ellos hacen política y bloquean esos recursos económicos que pueden llegar a la familia bolivianas que tanto lo necesitan ahora

Yo fui parlamentaria durante dos gestiones y ellos aprobaban créditos de manera innecesaria todo el tiempo. Doña Eva Copa ni preguntaba nunca dónde se iban ni qué hacían con esos créditos, simplemente levantaban la mano. Es una emergencia sanitaria, la gente está sufriendo, necesita comer, necesita ser asistida con su salud. 

Si alguna satisfacción tengo es decirle al país , decirle a Evo Morales que yo lo frené, lo seguiré frenando mientras esté en el Gobierno y voy a seguir trabajando por todos los bolivianos.

En Portada