Pasar al contenido principal
ANF

Crece la desesperación de los enfermos que están sin atención médica desde hace un mes

LA PAZ | 

Los pacientes que acuden a los centros de salud y hospitales públicos de la seguridad social están desesperados por la falta de atención y cuestionan la protesta de los galenos, que comenzó el pasado 19 de agosto y hasta la fecha continúa sin solución.

ANF, en un recorrido que hizo por el complejo hospitalario de Miraflores, el Hospital Obrero y el Policlínico 9 de Abril de la Caja Nacional de Salud (CNS), en La Paz, evidenció que la atención que reciben los enfermos continúa siendo irregular y solo se da prioridad a los casos extremos de emergencia. 

Por ejemplo, en el Hospital de Clínicas, solo atienden las citas médicas que fueron programadas antes de la protesta de los galenos y cirugías de emergencia.

Juana Quispe (46), una paciente con cáncer, relató que, tras varias semanas de peregrinaje para recibir quimioterapia, los doctores le pidieron una serie de exámenes y el más urgente es un estudio de cardiología, pero este servicio está suspendido por el paro médico.

"Primero me han pedido que me inscriba al Sistema Único de Salud (SUS), después tomografías, análisis de sangre y otras cosas. Ahora me han mandado a cardiología, pero aquí no hay, no están vendiendo fichas para esa especialidad y me han recomendado una clínica de El Alto, voy a tener que ir ahí porque dicen que es más barato y lo que ahora me hace falta es dinero", dijo.

La paciente lamentó que la protesta de los galenos continué sin solución causando perjuicios a los enfermos, principalmente de escasos recursos, que no pueden ir a hospitales privados.

"Nos perjudica harto este paro, sobre todo a los que no tenemos plata, tenemos que ir a la fuerza a otros lugares por exámenes médicos. Conozco hermanos que por eso no están siguiendo su tratamiento, ojalá que se arregle de una vez", manifestó.

Otro enfermo, de nombre Crisolo Machaca (56), contó que logró ser atendido en Emergencias del nosocomio miraflorino, después de "gritar de dolor" por una falla renal. 

"El domingo en la tarde he venido porque no me podía ni agachar, pero me han dicho que mi caso no era una emergencia. He tenido que llorar, arrodillarme a las señoritas enfermeras para que me reciban. Después de que me han visto, me han puesto suero y me han revisado. Creo que, si no hubiera llorado, estaría muerto porque el dolor era fuerte, ahora estoy mejor, pero sigo esperando que pase el paro porque me han pedido otros estudios", señaló.

En los hospitales de la Mujer, del Niño y Tórax, la situación también es similar porque si los enfermos no son considerados como casos de emergencia, no son atendidos. Varios de los pacientes coinciden que deben exagerar en su dolor para recibir atención médica.

En el caso de la CNS (el Hospital Obrero y el Policlínico 9 de Abril) los asegurados contaron que en la mañana se distribuye solo 10 fichas.

"No he conseguido ficha para hoy porque solo están repartiendo 10 para todo el día y ya no logré conseguir uno más. Realmente es un perjuicio el paro médico, porque los doctores no están trabajando y si están en los consultorios, más están charlando con los visitadores médicos", reprochó un asegurado que prefirió guardar en reserva su nombre.

La unidad de Emergencias en el Obrero ha sobrepasado su capacidad, a diario llegan los enfermos buscando atención, muchos son transferidos a otros lugares o simplemente no reciben atención, según el testimonio de los mismos pacientes.

Ante esa situación, el ciudadano afín al Movimiento Al Socialismo (MAS), David Ticona, quien también interpuso un recurso de Acción Popular contra los médicos para evitar la interrupción de los servicios de salud con paros, impulsó la creación de una asociación de pacientes y víctimas de la protesta de galenos.

De acuerdo a Ticona, la organización aglutina a más de 100 pacientes que fueron perjudicados por el paro y en este mes de movilizaciones al menos cuatro personas perdieron la vida.

"El paro médico ya tiene un mes y los más afectados son los más pobres, aquellos que no tienen dinero para ir a una clínica privada. Por eso la asociación busca ser la voz de las víctimas. Lamentablemente, tenemos registro de cuatro fallecidos a nivel nacional por falta de atención y eso no puede quedarse ahí", aseveró.

Ticona adelantó que alistan una protesta para el jueves, con todos los familiares y víctimas del paro médico para que la Fiscalía procese a los dirigentes de los galenos, Luis Larrea y Fernando Romero.

Hasta el martes, los galenos del sector público instalaron el segundo piquete de huelga de hambre para exigir al Gobierno atención a sus demandas, como la inclusión a la Ley General del Trabajo.

En Portada