Pasar al contenido principal
EL DEBER

Envían a Palmasola a “La Tía” o “La Narcochola”, líder de una banda de narcos

Esperanza Montesinos Vía, alias la Tía o la Narcochola, considerada una de las grandes financistas de una red internacional de narcotráfico, fue detenida en su domicilio ubicado en la avenida Mutualista, en Santa Cruz, por la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn) y llevada al Palmasola.

Hace unos días, en un megaoperativo en Perú que desbarató una banda que implicaba a policías de ese país, se la mencionó como el contacto en Bolivia. Ante esta información, la Felcn la registró con antecedentes desde 1995, indicó el director nacional de la Felcn, Maximiliano Dávila.

El viernes, fue imputada por la Fiscalía de Sustancias Controladas a la cabeza de Johnny Vaca Díez, que pidió su detención en la cárcel de Palmasola, requerimiento al que dio curso el juez Luis Loza al encontrar suficientes elementos de prueba en su contra por tráfico internacional de cocaína. Según la Fiscalía y la Felcn, en la casa de la Tía o la Narcochola se encontró poca cantidad de cocaína, pero de alta pureza.

Los reportes oficiales señalan que Esperanza Montesinos Vía fue detenida por una orden de captura emanada por las autoridades de Perú, luego de una investigación realizada desde hace un año y medio por la Fiscalía Antidroga y de la Dirección Antidrogas de la Policía Nacional (Dirandro).

El 7 de julio se desbarató una organización de traficantes en Perú, y se descubrieron más de 10 pistas clandestinas donde aterrizaban avionetas que llegaban desde Bolivia con gente que dejaba bolsas de dinero y recogía cargamentos de cocaína. La investigación cita incluso el arribo de la avioneta boliviana matrícula CP-1855 registrada en Bolivia como siniestrada.

 

SEPA MÁS

Fuga de “La Narcochola”

La Felcn tiene el registro de la vida delictiva en el narcotráfico de Esperanza Montesinos Vía, conocida como la Narcochola. Cayó en 1995 en Cochabamba, durante el operativo denominado Azúcar, en el que se incautaron 300 kilos de droga. Fue detenida junto a su esposo, conocido como Negro, pero a los tres meses protagonizaron una fuga “de película” de las mismas celdas de la Felcn de Cochabamba.

En Portada