Pasar al contenido principal
Redacción Digital

Muere el perro Pantuque tras que le detectaran un tumor en la nariz

Pantuque, el can que llegó a tener grupo de 18 abogados para evitar que sea sacrificado, fue sometido a una eutanasia después de que se le detectara un tumor maligno en la fosa nasal.

El can se encontraba internado en el centro especializado de comportamiento animal Kamuk, de Santa Cruz, luego que estuviera en la Casa de la Mascota de la Paz producto de una orden judicial por la agresión al niño de 11 años.

La representante legal de Kamuk, Andrea Kirkwood informó hoy en conferencia de prensa en la Alcaldía de La Paz, que Pantuque sufría de problemas de salud hace varios meses y  no se podía establecer un diagnóstico certero.

La organización tuvo que recurrir a un otorrinolaringólogo para realizar los estudios al can. “Se observó la presencia de un  tumor en el tercio posterior de la fosa nasal derecha lo que causaba el sangrado”, informó Kirkwood.  

Se trató de retirar el tumor el pasado mes de enero para dar más tiempo de vida, pero la condición de Pantuque empeoró porque se le dificultaba comer, dormir y respirar.

En agosto de 2017 Pantuque mordió a un niño de 11 años reaccionando ante una supuesta agresión y después hizo lo mismo con la madre del menor que salió en su defensa de su hijo.

El padre del menor, Ramiro Calderón, dijo que el niño fue mordido en varias zonas de su cuerpo y que la herida más grave fue en uno de los brazos, donde recibió 23 puntos de sutura. El menor habría estado internado una semana en el hospital.

La abogada y activista de la defensa de los animales, África Gutiérrez había argumentado que el perro atacó a dos miembros de una sola familia que “constantemente le producían daños, lo apedreaban".

En Portada