Pasar al contenido principal
EFE

Ágatha Ruiz de la Prada, una fiesta de colores

Mercedes-Benz Fashion Week Madrid (MBFWM) abrió el pasado viernes con una auténtica explosión de color en las creaciones de Ágatha Ruiz de la Prada.

Ruiz de la Prada prefirió optar por prendas de fiesta con las que inyectar energía y felicidad a la primera jornada de desfiles en la pasarela MBFWM, en las que no faltaron las palomitas, la golosinas las tartas sobre vestidos pantalones.

Las prendas resultaron divertidas, todas ellas de gran volumen de tal manera que la diseñadora envuelve el cuerpo con piezas en forma de caramelo o "cupcakes", "ideadas para una mujer que quiere sentirse la reina de la fiesta", dijo la diseñadora con más franquicias en el extranjero del panorama español.

Sobre la pasarela, este universo festivo ha mostrado trajes en forma de rosquilla, enormes piruletas y caramelos, así como vestidos de lacasitos y "macarons" que se reinventan para formar enormes faldas, vestidos y abrigos "oversize".

En Portada