Pasar al contenido principal

Bora Bora, un destino turístico paradisíaco

Probablemente, Bora Bora sea la isla más conocida de todo Polinesia Francesa. Conocida como la “Perla del Pacífico”, se sitúa en el archipiélago de las islas de la Sociedad a 277 kilómetros de Papeete, la capital de Tahití. Se ha posicionado como el destino por excelencia de los viajes de novios o Luna de Miel. Pero, Bora Bora tiene mucho más que ofrecer a quienes aman la naturaleza, principalmente.

Bora Bora cuenta con una isla principal (se trata de un volcán extinto) y es ahí donde está la ciudad más importante (o capital) que se llama Vaitape. La isla principal está ubicada en el centro de la laguna de agua turquesa, y rodeada por atolones de arrecife de coral conocidos como motus.

Su laguna es el mayor reclamo de Bora Bora. El contraste de los colores azules que componen el área que rodea Bora Bora es de otro planeta. Al tratarse de fondo coralino y junto a los cambios de profundidad que se pueden observar en la variación de color, ocasiona que se dibuje una amplia gama cromática de azules como si de una escena irreal se tratase.

En la parte oeste, se puede apreciar el paso por donde accede el océano a la laguna de Bora Bora. Se llama Te Ava Nui, y se sitúa entre el Motu Toopua y Tevairoa. Este paso era mucho más estrecho de como se aprecia actualmente. Durante la Segunda Guerra Mundial, los estadounidenses invadieron Bora Bora para establecer allí su base militar. Estos, provocaron una gran explosión en el citado paso, el de Te Ava Nui, para que pudieran pasar sus submarinos y barcos, resguardando su flota en la laguna del ataque de los japoneses.

Para viajar a Bora Bora, en primer lugar se tiene que llegar  a Tahití y desde allí, a la isla, por avión desde el aeropuerto de Papeete. El vuelo dura únicamente 50 minutos.

Ya en Bora Bora, una visita imperdible es la playa Matira, que a pesar de ser la única es espectacular: arena blanca, agua turquesa, se aprecia perfectamente el cambio drástico de color de agua característico de Bora Bora, hay rayas que de vez en cuando se asoman a la orilla a curiosear.

La isla también posee diferentes rutas de senderismo, tanto para expertos como para principiantes. Cuenta con otras rutas, como el mirador Amanahune, donde los visitantes pueden sumergirse en la flora con mayor facilidad.

El mirador Faanui es un punto de la isla único, desde donde se aprecia el paso exclusivo del océano a la laguna de Bora Bora y se encuentran dos grandes cañones y un búnker de la Segunda Guerra Mundial

https://destinopolinesia.com

En Portada