Pasar al contenido principal
TV
EFE

Documental sobre Alanis Morissette causa polémica en el festival de Toronto

Toronto |

El estreno del documental "Jagged", basado en la vida de la cantante canadiense Alanis Morissette, en el Festival Internacional de Cine de Toronto (TIFF), ha causado controversia tanto por el contenido del filme como por la reacción de su protagonista, que ha renegado de la película.

El documental, producido por HBO y para el que Morissette concedió horas de entrevistas, muestra la ascensión de la artista nacida en Ottawa hace 47 años, desde su aparición en el mundo de la música a finales de la década de 1980 a la publicación en 1995 del álbum "Jagged Little Pill", que la lanzó al estrellato.

Pero a pesar de su colaboración con el documental, la artista mostró este martes su desagrado con el producto final y se negó a acudir a Toronto para participar en el estreno del filme, que será emitido por HBO el próximo 19 de noviembre.

En un comunicado emitido por su publicista, Morissette dijo que aunque aceptó participar en el documental de la directora Alison Klayman, lo hizo porque pensaba que conmemoraría el 25 aniversario de "Jagged Little Pill" e insinuó que la realizadora se había aprovechado de ella.

Morissette indicó que Klayman y el equipo de producción la habían engañado "con un falso sentido de seguridad", pero apuntó que su "obscena agenda fue evidente" desde el momento que vio la primera edición del documental. La cantante añadió que la cinta "no era la historia que había acordado contar".

La producción incluye acusaciones de Morissette de que fue violada por varios hombres cuando tenía 15 años y, aunque no ofrece detalles, sí dice que nadie la quiso ayudar entonces. En el pasado, Morissette ya había revelado que había sufrido abusos sexuales y que no tenía miedo a hablar de ello.

Pero en el comunicado de su publicista, la vocalista acusó a Klayman de entrevistarla en un momento de máxima vulnerabilidad, cuando sufría su "tercera depresión tras un parto en pleno confinamiento".

Morissette agregó que ahora está sufriendo "todo el impacto" de haber confiado en alguien que no se merecía su confianza y que el documental "incluye implicaciones y hechos que simplemente no son verdad".

"Aunque hay belleza y algunos elementos de exactitud en esta historia, no apoyaré la visión reductora de otra persona sobre una historia con muchos más matices de los que son capaces de entender o contar", añadió la artista.

En Portada