Pasar al contenido principal
AFP

¿La carne roja es poco saludable? Tal vez no

Reducir el consumo de carne roja es un consejo médico estándar para prevenir el cáncer y las enfermedades cardíacas, pero una revisión de decenas de estudios concluyó que el riesgo potencial es bajo y la evidencia es incierta.

Según los nuevos lineamientos publicados en la revista médica Annals of Internal Medicine, un panel de investigadores de siete países sugirió a los adultos que “continúen con el consumo actual de carne roja”.

El consejo, que inmediatamente provocó una fuerte reacción de otros expertos, agregó que los adultos también deberían “continuar con el consumo actual de carne procesada”.

La investigación, publicada en la revista editada por el American College of Physicians, analizó múltiples estudios que en su conjunto mostraron que reducir el consumo de carne roja a tres porciones por semana podría reducir la mortalidad por cáncer en siete muertes por cada mil personas.

Los investigadores dijeron que cualquier disminución fue modesta y que sólo habían encontrado un “bajo” grado de certeza sobre la estadística.

Agregaron que la calidad de la evidencia que relaciona la carne con las enfermedades cardiovasculares y la diabetes era “muy baja”.

“Hay reducciones de riesgo muy pequeñas de padecer cáncer, enfermedades cardíacas, diabetes, y además la evidencia es incierta”, dijo Bradley Johnston, profesor de epidemiología en la Universidad Dalhousie de Canadá y director del grupo NutriRECS que elaboró las directrices. “Entonces podría haber una reducción, o puede que no la haya”.

En Portada