Pasar al contenido principal
Agencias

Descubren una avispa con aguijón enorme que pone huevos al picar

Una nueva especie de avispa, desconocida para la ciencia, ha sido descubierta en la zona de transición extraordinariamente diversa que hay entre la cordillera de los Andes y la selva tropical de las tierras bajas de la Amazonia, en la parte occidental de esta región.

"El aguijón de la nueva avispa parasitoide, llamada Clistopyga crassicaudatano sólo es largo sino también muy ancho en comparación con el tamaño de la especie. Hace tiempo que estudio las avispas parasitoides tropicales, pero nunca había visto algo así. El aguijón parece un arma feroz", explica Ilari E. Sääksjärvi, de la Universidad de Turku en Finlandia y coautor del estudio de la nueva especie, publicado en Zootaxa. El insecto usa su aguijón tanto para la puesta de huevos como para inyectar veneno.

El aguijón de color rojo, casi más grande que su cuerpo, es más largo y ancho de lo habitual y tiene un doble propósito: sirve tanto para inyectar veneno como para dejar los huevos en sus víctimas, que normalmente suelen ser las arañas.

El veneno permite rápidamente paralizar a las arañas y las hembras colocan sus huevos dentro. Las larvas incubadas devorarán al arácnido desde dentro.

La nueva especie parasitoide pertenece al género inusual Clistopyga: la avispa busca aquellas arañas que viven en nidos y las paraliza con una rápida inyección de veneno; la avispa hembra deposita entonces sus huevos en la araña y, tras la eclosión, la larva se alimenta de la araña paralizada e incluso de los posibles huevos de la araña o crías.

Los científicos todavía no están seguros de cuál es la especie de araña preferida de estas avispas. Más allá de esta investigación, el equipo está recaudando fondos para estudiar más insectos inusuales y otras avispas parasitoides en el Amazonas.

En Portada