Pasar al contenido principal
Laura Manzaneda

Orlando Nogales: El LAB pretende volar este año y dará prioridad a rutas internacionales

Tras  la reunión entre representantes de Lloyd Aéreo Boliviano (LAB) y la presidenta, Jeanine Áñez, a fines del año pasado, en la que se conformó  una comisión para analizar la posibilidad de que la línea aérea pueda sanear  sus deudas y volar, el administrador general del LAB, Orlando Nogales, prevé que este año la otrora línea bandera levante vuelo. Para ello dará prioridad a destinos de Estados Unidos y Europa. Los personeros del Lloyd dijeron que se volverán a reunir con la Presidenta y el Ministro de Obras Públicas.

- ¿Es factible que el LAB vuelva a volar?
- Nosotros estamos dispuestos a entregar los 27 aeropuertos de propiedad del LAB al Estado a cambio de una certificación. Queremos documentos negociables. Si el Gobierno nos da una garantía para que podamos hacer los financiamientos para rehabilitar el LAB, lo vamos a utilizar de esa manera.

- ¿Cuánto requiere el LAB para volver a volar?
- Lo que requiere es que nos den el permiso de operaciones y por los menos 50 millones de dólares para ponernos al nivel de competitividad. Está listo un avión para certificar, en el que se invirtió bastante dinero. Tenemos  otros dos que fueron rematados, pero estamos viendo la posibilidad de llegar a acuerdos con los trabajadores que lo remataron. Hay la posibilidad de volar tres aviones. Tenemos un patrimonio tan grande, de 1.100 millones de dólares (por los 27 aeropuertos del LAB), con lo que se pueden pagar todas las deudas.

- ¿Qué les ha dicho la Presidenta sobre la posibilidad de que el LAB vuelva a volar?
- Ella está predispuesta a que haya una competencia sana para el país, que lo único que hace es subir la calidad de servicio. Ella reconoce que el prestigio  del LAB es muy reconocido y está por cualquier idea interesada de algún sector. Donde sí hemos visto más cautela es en la parte del Ministro de Obras Públicas (Iván Arias), porque tomar decisiones de esta envergadura son muy serias, entendemos que es muy fuerte. El Ministro va a analizar y tomará una determinación seria y quizá se tome un poco de tiempo.

- ¿Qué pasa si el Gobierno no paga por los aeropuertos?
-  Sabemos que no hay recursos, pero si nos dan un documento para negociar (con inversionistas privados) con la garantía del Estado, podemos conseguir (financiamiento) porque hay mucha gente que quiere ayudar al Lloyd, empezando de Boeing. Todo será mucho más sencillo una vez que tengamos el permiso de operación.

- ¿El LAB puede volver  a ser la empresa que era antes?
- Lo primero que se tiene que ver es la parte de la solvencia del LAB, que está basada en toda la documentación que tenemos y al margen de eso llegaremos a algún tipo de acuerdo con el Gobierno para que nos pueda facilitar el capital de operaciones. BoA con 30  aviones ha ido a 11 destinos menos que el Lloyd con 15 aviones. Eso no es culpa de BoA, lo que pasa es que los permisos no son tan fáciles de conseguir.  Al margen de eso, el LAB tiene un nombre reconocido, permisos internacionales que nunca más le van a dar a (otra línea aérea) de Bolivia en las condiciones que dieron al LAB por su antigüedad, es un patrimonio intangible. Podemos ingresar prácticamente a todos los países porque tenemos la reglamentación 402 entregada por Estados Unidos. Son muy pocas empresas que tienen este permiso

- ¿Cubrirán rutas nacionales?
- La idea del LLoyd es trabajar más fuera del país, tenemos permisos para entrar a varios destinos de Estados Unidos, como Washington, Miami y otros. En Europa puede llegar a Alemania, Inglaterra, Italia y España. La prioridad son las rutas internacionales particularmente. Además, eso beneficia mucho al país porque en vez de que se fuguen las divisas con las empresas extranjeras, podríamos traer divisas. El LAB sigue siendo una empresa con lugar preferente en rutas internacionales. Para eso certificaremos tres aviones.

- ¿Cuándo podrían volar?
- De este año no pasa, hasta marzo tendremos todo listo.

- ¿Cree que puede haber acuerdos con el Gobierno?
- Creo que sí se puede llegar a acuerdos.  Hemos visto a la Presidenta muy predispuesta y con visión de país. (...) La cosa es muy sencilla. Es cuestión de ver dos o tres papeles y darse cuenta definitivamente de que los aeropuertos siguen siendo de propiedad del LAB, porque nunca se hizo la transferencia a Aasana y ésta no indemnizó al LAB. El trámite no se ha consolidado. Lo dice el informe de Aasana.

- ¿Qué pasó con las gestiones en el Gobierno del MAS?
-  Se ha enviado la misma documentación al anterior Gobierno, pero protegía a BoA y definitivamente no escuchó ni atendió ningún tipo de trámite de Lloyd. Era imposible. Jamás pudimos reunirnos con Evo Morales, era imposible. El tema es que había un monopolio muy seco de BoA. Limitaban a todo el mundo. Incluso a Ecojet no le daban la posibilidad de volar en la troncal. Todas estas empresas que operan ahora no tienen la infraestructura del Lloyd. Yo creo que el Estado tiene que ver con mayor proyección el tema aeronáutico, porque genera divisas muy grandes y se puede explotar con la línea bandera.

- ¿Qué pasa si nada de esto resulta?
- Si no hay avances, vamos a tener que entregarlo todo a una empresa extranjera para que se haga cargo de los procesos de los 27 aeropuertos. Ahí sí el Gobierno tendrá que pagar más de 3.000 millones de dólares.

 

El LAB tiene un avión listo y solicita que el Gobierno le entregue una certificación que le permita volar

 

EL LAB PIDE RESPALDO LEGAL PARA VOLVER A VOLAR

REDACCIÓN CENTRAL

En diciembre de 2019 representantes de Lloyd Aéreo Boliviano (LAB) enviaron una carta a la Presidenta en la que solicitan apoyo para que la línea aérea pueda volver a realizar vuelos comerciales.

La carta firmada por el administrador general del LAB, Orlando Nogales, explica que la empresa tiene toda la predisposición de pagar sus deudas con 27 aeropuertos, por lo que solicitó una reunión con el Gobierno.

Ese encuentro se realizó el pasado 30 de diciembre de 2019 y se conformó una comisión de trabajo que se volverá a reunir este mes.

El ejecutivo del LAB explicó que el Lloyd tiene un patrimonio que supera los 1.000 millones de dólares (en los 27 aeropuertos) y que la deuda con el Servicio de Impuestos Nacionales (SIN) expiró y actualmente sólo debe 30 millones de dólares a las AFP y otros 30 a los extrabajadores.

En Portada