Ed. Impresa Una comida comunitaria

El Apthapi, comida gourmet con altura

Por Aleja Cuevas - La Prensa - 20/06/2012


PRESENTACIÓN. La tradición manda servir el apthapi sobre aguayos. - Aleja  Cuevas La Prensa

PRESENTACIÓN. La tradición manda servir el apthapi sobre aguayos. - Aleja Cuevas La Prensa

La práctica milenaria incluye una variedad de alimentos producidos en la tierra y son acompañados por el ají, un picante infaltable.

El apthapi es una comida sin recetas ni protocolo pero tiene la gran característica de mostrar los alimentos producidos en la tierra y la facultad de articular a familias y comunidades alrededor de un surtido menú, y es  saboreado por propios y extraños.
Detalles. El Apthapi proviene del vocablo apthapiña, que significa “recoger la cosecha”. La tradición manda que cada familia junte sobre aguayos la comida de preferencia; algunos aportan con papas, carne, queso, tortilla, chuño y el infaltable ají. Esta última se caracteriza por incluir queso, huevo, cebolla y sal.
Según Cleverth Cárdenas, investigador del Museo Nacional de Etnografía y Folclore (Musef), el apthapi es una comida comunitaria. “No es un plato ni una receta”. Un festejo o una reunión amerita esta práctica de características particulares como el hecho de compartir los alimentos entre los asistentes, refiere el estudioso. Añade que tampoco tiene mayor protocolo, más que el hecho de aportar con alimentos. Eso sí, explica Cárdenas, que cuando se da en un acto oficial, se invita primero a las personas mayores y más representativas.
El investigador afirma que el apthapi es único, ya que en la amazonía una forma de compartir el alimento sólo se da cuando alguien caza un animal y lo distribuye entre los parientes y conocidos. “Trabajé en la amazonía  y lo que ví no es apthapi, pero cuando cazan un animal comparten entre todos”. En cambio lo que se hace en los Andes es un proceso comunitaria que rearticula y repercute en diferentes escenarios, menciona Cárdenas.
Variedad. El apthapi tiene la ventaja de exponer, por ejemplo, una variedad de papas que normalmente no se observa, comenta el investigador. “Cada uno lleva lo que cultiva y lo que se produce no responde a los grandes procesos de producción”. En esta práctica siempre habrá carne y el ají, que no sólo acompaña a la comida, sino ayuda a la digestión, pues digerir en la altura es difícil y el picante ayuda en el proceso además tiene el rol de desinfectante, explica Cleverth Cárdenas.
El apthapi también es valorado por extraños, en  2010, la representante de Naciones Unidas Navanette Pillay, visitó la ruinas de Tiwanacu en aquella ocasión dijo que lo bueno de esta comida es “que todo viene de la tierra no de paquetes de comida congelada”.

5 o más variedades de papas se exponen en un apthapi.

12 del medio día es un horario adecuado para degustar los alimentos.