Pasar al contenido principal

Sistemas de gestión cultural cambian

Su Ovando

Desde los espacios culturales independientes se fortalecen lógicas de intercambio, circulación y articulaciones, que abren el juego y nos invitan a repensar cómo producimos, gestamos, aprendemos y compartimos recursos de todo tipo. Siguiendo lógicas de cultura libre en producción y circulación, se generan formas de creación entre pares que proponen nuevos roles participativos. En ese horizonte cobra fuerza la idea del bien-común, detonador de abundancia y riqueza compartida del sector cultural.

Desde proyecto mARTadero, repensamos constantemente las formas, lineamientos, estrategias  de gestión, producción y sostenibilidad para el quehacer cultural.

Entendemos además que  el ecosistema de espacios independientes concentra una enorme fuerza creativa y de gestión, generando una multiplicidad de procesos sociales, pero necesitan mayor atención, dedicación y cuidado para su desarrollo.

Es vital, considerar que las culturas y las expresiones artísticas son movimientos que trascienden a través de procesos de formación, reuniones, encuentros, reencuentros, festivales y plataformas. 

A partir de los circuitos culturales y de la circulación de las diferentes propuestas, obras y acciones artísticas y culturales, sin duda se generan interesantes movimientos detonadores de impacto en el país.

Muchas veces se piensa que al realizar la producción de festivales o propuestas de arte y cultura, nuestros esfuerzos quedan reducidos a la “activitis”, dejando atrás una dimensión estrategia de gran valor.

Por ello los festivales articulados resultan autenticas plataformas culturales, con procesos transversales que impulsan la Economía Colaborativa, Hospeda Cultura, Coberturas Colaborativas y Circulación, fortaleciendo corredores culturales con mejores condiciones y mayor proyección mediante la articulación en red.

El objetivo de estas lógicas es impulsar el tejido de festivales y plataformas en red, fortaleciendo además la formación y articulación de productores/as, gestores culturales en Bolivia, a  fin de determinar horizontes comunes, mapeos de datos e información, metodologías y alcances en torno a ejes de multidisciplinariedad, sistematización y articulación.

La autora es gestora cultural.

En Portada